miércoles, 4 de marzo de 2009

España recibe 8.057 millones de euros

El encuentro anual del Fondo Social Europeo permite reorganizar sus programas para responder a la crisis

España recibe 8.057 millones de euros para Empleo y Formación entre 2007 y 2013, que beneficiarán a 15 millones de personas

4 marzo 09.- El encuentro del Fondo Social Europeo (FSE), celebrado esta semana en Madrid, ha puesto en común los programas sobre Empleo y Formación que se realizan en toda España con sus recursos, y ha analizado cómo coordinar esfuerzos para adaptar estas iniciativas a la actual situación de crisis, buscando la máxima efectividad.

El FSE es el principal instrumento financiero de la Unión Europea creado para promover planes de Empleo y Formación en los países de la Unión Europea. Por ello, se ha revelado como un instrumento de primer orden a la hora de impulsar políticas de ocupación en el marco de la crisis económica que actualmente atravesamos.

Los Estados miembros y las regiones desarrollan sus propios programas operativos con el fin de responder a las necesidades reales y específicas de cada territorio.

Inversión total de 11.500 millones en Empleo y Formación en España

La programación se realiza para el periodo 2007-2013, y la dotación financiera para España en este periodo es de 8.057 millones de euros para políticas de Empleo destinadas a más de 15 millones de personas beneficiarias en nuestro país.

Los programas operativos son gestionados por las administraciones estatal, autonómicas y locales, así como los agentes sociales y diferentes ONG y empresas. Así, sumando a la dotación del FSE los recursos que cada una cofinancia, se alcanza una inversión total de 11.500 millones de euros.

Objetivos y programas aprobados por la Comisión Europea

Los programas operativos del FSE en España actuan para fomentar el espíritu emprendedor y ayudar a los trabajadores y a las empresas a adaptarse mejor a una economía en transformación. Ayudarán a las personas a mejorar sus cualificaciones profesionales para seguir trabajando o adquirir la capacitación necesaria para entrar en el mercado laboral.

Esto permitirá, a su vez, aumentar la inclusión social y reforzar la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres. Se hará, además, un esfuerzo para reducir el número de gente joven que abandona los estudios en edades tempranas y para promover la investigación y el desarrollo, con el fin de mejorar la productividad del país.

Todo ello, con las prioridades de favorecer la incorporación y la permanencia de más personas en el mercado de trabajo e incrementar la mano de obra y modernizar los sistemas de protección social.

Además, se impulsan las acciones innovadoras, el apoyo a nuevas tecnologías, el respecto al medio ambiente y el trabajo en cooperación entre los agentes implicados en el desarrollo de los programas.

Atención a sectores emergentes y colectivos con dificultades

En España, el FSE financia en total de 22 programas, mediante los cuales se definen las acciones concretas que las Comunidades Autónomas y otros organismos desarrollan para alcanzar los objetivos citados. Cada uno de esos programas cuenta anualmente con la correspondiente asignación financiera.

De las iniciativas financiadas con el FSE se benefician principalmente jóvenes, mujeres, desempleados con edad avanzada, personas con dificultades especiales o personas emprendedoras que, bien a través de una empresa, bien como autónomos, se inician en el mercado laboral.

Los proyectos que financia el FSE en España permiten:
* Apoyor a sectores emergentes.
* Mejorar las pasarelas de empleo entre el sector de la construcción y sectores emergentes.
* Emprender iniciativas contra la deslocalización de empresas.
* Prevenir el desempleo de larga duración.
* Promover experiencias de formación con compromiso de contratación.
* Elaborar programas de formación para discapacitados físicos y/o sensoriales.
* Hacer orientación formativa y laboral de reclusos para favorecer su reinserción.

No hay comentarios:

Publicar un comentario