miércoles, 7 de enero de 2009

MEDIA EUROPA SUFRE DRÁSTICOS RECORTES DE GAS POR LA CRISIS ENTRE MOSCÚ Y KIEV

MEDIA EUROPA SUFRE DRÁSTICOS RECORTES DE GAS POR LA CRISIS ENTRE MOSCÚ Y KIEV
fuente: www.la-moncloa.es

La crisis por la llamada guerra del gas entre Moscú y Kiev ha provocado cortes totales a siete países de la Europa central y sudoriental así como cortes sustanciales en otros ocho estados. El Ministerio de Economía de Bulgaria informó ayer del corte total de los suministros de Rumanía, la República Checa, Eslovenia, Eslovaquia, Austria, Alemania y Francia. Estos países detectaron reducciones sustanciales de sus importaciones de gas ruso. Además, Eslovaquia ha visto caer el flujo del gas en el 70% y ha anunciado que decretará el estado de emergencia. Polonia dice estar recibiendo sólo un 15% y Austria un 10%. Más de 2.500 hogares búlgaros estaban ayer sin calefacción en medio de un temporal de frío. Los problemas de suministro que afronta Europa empezaron la semana pasada, cuando Rusia y Ucrania abrieron otra guerra del gas (la anterior fue en 2006). El 1 de enero Gazprom paralizó el envío de gas que vende a Ucrania por el impago de una deuda millonaria y la falta de acuerdo en el precio del combustible para 2009. El lunes, Moscú denunció a Kiev por el supuesto robo del gas que envía Gazprom a la UE a través de su vecino ex soviético y ordenó cortar también esos envíos para castigar al país. Rusia envía el 80% del gas que vende a la UE a través de Ucrania. El resultado fue que, según Ucrania, la compañía estatal rusa recortó ayer el suministro de hasta 74 millones de metros cúbicos, cuando normalmente bombea 300. Gazprom dijo el lunes pasado.

A pesar de que Bruselas ha declarado que no hará de mediador entre Rusia y Ucrania por considerar que el conflicto que los enfrenta es meramente comercial, Kiev pidió a la delegación comunitaria que los representantes de la UE estén por lo menos presentes en las negociaciones de ambos países, que han convocado una reunión clave para mañana. Alexander Vondra, viceprimer ministro checo para Asuntos Europeos, llamó ayer a Moscú y a Kiev a “resolver esta semana” el conflicto y señaló que el descenso de los suministros a Europa ya había superado el registrado durante la primera guerra del gas, hace tres años. “Estas crisis periódicos no son aceptables en el mundo civilizado”, manifestó Vondra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario